La figura del Agente Aduanal en la logística

06/06/2018

El despachador de aduana o agente aduanal es la persona facultada para efectuar el despacho aduanero de las mercancías. El término persona engloba al concepto de persona natural o jurídica y por despacho aduanero debemos entender al cumplimiento del conjunto de formalidades aduaneras necesarias para que las mercancías sean sometidas a un régimen aduanero. Cabe agregar que el despachador de aduana es una especie de operador de comercio exterior.

El despachador de aduanas nunca actúa a nombre propio, es contratado por terceros. Tener una relación de mandato por el importador o exportador y está obligado a responder como representantes. La primera responsabilidad es cumplir con las órdenes del mandante, va a obligar al importador y exportador en la medida que lo que haya sido autorizado.

Cabe mencionar que las personas natural o jurídica que estén autorizadas para actuar como despachadores de aduana y efectuar despachos aduaneros son responsables y responden patrimonialmente frente al fisco por los actos u omisiones en que incurra su representante legal, despachador oficial o auxiliares de despacho registrados ante la administración aduanera.

Funciones de un agente aduanal

Gestión aduanera (Importación / exportación)

Gestión integral de autorizaciones y certificaciones ante diferentes organismos

Consultoría de comercio exterior

No obstante, los agentes aduanales, también tienen la facultad, si el importador o exportador lo decidiera, de contratar a su nombre, los seguros y la logística de la mercadería, desde el lugar donde entra al país hasta su lugar de destino o viceversa.

Obligaciones generales de los agentes aduanales

Los agentes aduanales tienen la responsabilidad y obligación de realizar una declaración correcta de mercancías, proporcionando datos completos y correctos conformes a los documentos presentados para el despacho, es decir datos respecto al valor de la mercancía, la marca comercial, el modelo, cantidad, calidad, origen, país de adquisición, subpartida nacional (que puede originar que haya incidencia en el pago de tributos y recargos) etc. Asimismo también deberá consignar correctamente los códigos aprobados por la autoridad aduanera a efectos de determinar la correcta liquidación de los tributos y de los recargos cuando corresponda.

Responsabilidades de un agente aduanal

Verificar los datos de identificación del dueño o consignatario o consignante de la mercancía o de su representante, que va a ser despachada, conforme a lo que establece la administración aduanera.

Elaborar, suscribir y presentar las declaraciones de mercancías.

Destinar la mercancía al régimen, tipo de despacho o modalidad del régimen que corresponda.

Destinar la mercancía con los documentos exigibles según el régimen aduanero, de acuerdo con la normatividad vigente.

No destinar mercancía de Importación prohibida.

Destinar la mercancía restringida con la documentación exigida por las normas específicas para cada mercancía.

Llevar registros ordenados cronológicamente de los trámites que realiza

Disponer de la documentación exigible previo al despacho aduanero

Clasificar correctamente las mercancías en la nomenclatura arancelaria

Dar fe ante aduana por la correcta declaración de cantidad, calidad y valor de las mercancías

Comunicar a la administración aduanera cualquier anomalía que pudiera representar con los demás actores de la cadena logística; la documentación o mercancía de los despachos aduaneros.

Facilitar las tareas de inspección, fiscalización e investigación que realice la administración aduanera.

Mantenerse actualizado con relación a los adelantos tecnológicos, científicos e industriales, legislación, valoración etc.

Cooperar con el cumplimiento de las regulaciones de protección del medio ambiente, la salud y la propiedad intelectual.

Alianzas estratégicas con el sector privado incorporación de tecnologías que permitan prevenir y detectar el fraude, la piratería y el tráfico de armas.

Liquidar en calidad de responsable los atributos aplicables.

Dato relevante: los importadores y exportadores pueden en algunos casos efectuar despachos de mercancías sin requerir de los servicios de un despachador aduanero, siempre que no se excedan en el monto que señala el reglamento de la ley general de aduanas y que construyan previamente una garantía a satisfacción de la autoridad aduanera en respaldo del cumplimiento de sus obligaciones aduaneras.